Expertos aportan soluciones a la Disfunción Eréctil

Con el propósito de aportar soluciones reales a la Disfunción Eréctil, expertos abordaron el tema desde una perspectiva integral y de fácil entendimiento para el público general, en un Foro auspiciado y organizado por Laboratorios Biogalenic con médicos del Instituto de Prevención Cardiometabólica (IPCAM).

Durante el encuentro se hizo énfasis en la Disfunción Eréctil (DE) como una condición totalmente tratable en pleno siglo XXI y que más bien, al detectarse, debe servir como alerta sobre la posible influencia de problemas emocionales, y/o la existencia de importantes enfermedades cardiovasculares, que no sólo ponen en riesgo la relación de pareja sino la vida.

Se estima que en hombres mayores de 40 años, el 20% de la Disfunción Eréctil tiene una etiología psicológica (psicógena) y en el 80% es de causa orgánica. Por eso, cuando se presenta dicha situación en el hombre, existe una elevada probabilidad de riesgos cardiovasculares, comentó el Dr. Freddy Febres Balestrini, endocrino y director del IPCAM (@saludalos40), institución donde ha desarrollado un Tutorial especializado en la Salud Sexual Masculina que incluye una evaluación cardiológica completa, que va desde la función cardiovascular con ecocardiografía, doppler arterial, evaluación psicológica, detección de placas de ateroma en las arterias y se termina con una prueba de esfuerzo.

La terapia de parejas: un gran aliado

Si bien es cierto que la Disfunción Eréctil puede ser originada por problemas cardiovasculares o por condiciones como la diabetes, el alcoholismo o el tabaquismo, también se ha determinado que los problemas emocionales, de pareja o familiares pueden conducir a esa situación.

Desde el punto de vista psicológico y de la relación pareja, la Dra. Isbelia Segnini, psicóloga clínica, sexóloga y terapeuta de parejas (@isbeliasegnini), señala que la Disfunción Eréctil desata una serie de conflictos en la pareja que deben ser abordados en conjunto para salir airosos. Se produce en el hombre inseguridad, baja autoestima, duda acerca de la masculinidad o la capacidad de “hacer feliz a la otra persona” desde distintos puntos de vista.

Lamentablemente, “nuestra cultura ha transmitido un concepto de que el orgasmo de una mujer depende del hombre, de que todas las relaciones conducen a erección-penetración y orgasmos, tanto en él, como en ellas, y estas ecuaciones producen angustia; especialmente en aquel hombre que padece Disfunción Eréctil”, enfatiza la Dra. Segnini.

Se crea todo un círculo vicioso en torno a la Disfunción Eréctil y va creciendo: “Tuve una falla, ¿qué me pasó?, ¿será que la próxima vez me volverá a pasar?”… y como el sexo es para disfrutarlo y no para padecerlo, esa expectativa -explica la sexóloga- hace que la mente del hombre esté en la preocupación y no en el placer, afectando la erección.

“Hoy no se justifica que tengamos hombres y mujeres padeciendo disfunción sexual cuando ya tenemos la posibilidad de tratarlos en equipo, uniendo al endocrinólogo, cardiólogo, urólogo, psicólogo sexual y la parte farmacológica, para obtener los resultados deseados. Un buen diagnóstico facilita un buen tratamiento y si se hace con un equipo multidisciplinario, hay más garantía de éxito”, afirma Segnini.

La importancia de la Testosterona

Actualmente no es extraño ver en consulta médica a personas aparentemente sanas de 40 a 45 años que manifiestan una falta de líbido, disminución de energía, de vigor sexual o capacidad para lograr una erección adecuada.

El endocrinólogo Anselmo Palacios explica que luego del examen físico, lo primero que se hace es examinar el tamaño de los testículos y la presencia de grasa intra-abdominal, “eso que algunos llaman los michelines y que son cada vez más frecuentes en los hombres”.

La grasa en el abdomen -explica- crea el Síndrome Metabólico (exceso de insulina, tendencia a la diabetes, a la hipertensión arterial, elevación del colesterol y los triglicéridos) y pudiera ser producto de la baja en los niveles de Testosterona.

Lo positivo es que la baja Testosterona se puede revertir si así lo amerita el paciente, recuperando no sólo su vigor sexual y los niveles de insulina, sino los niveles alterados de colesterol malo y la función endotelial.

Prótesis como última solución

Aquellos hombres sanos que no logran solventar la Disfunción Eréctil con tratamiento farmacológico y/o psicológico, tienen como alternativa la posibilidad de consultar al urólogo sobre la conveniencia o no de una intervención quirúrgica para la colocación de una prótesis.

El Dr. Carlos Rojas, médico cirujano, urólogo y andrólogo, comenta que aquellos hombres sanos que gozan de buena salud (incluso los hipertensos y diabéticos controlados) y que desean mantener su actividad sexual satisfactoria pueden ser considerados potenciales para la intervención quirúrgica. Para estos casos, el Dr. Rojas (@carojas1093), quien también es coordinador de la Unidad de Urodinámica y Andrología del Hospital Universitario de Caracas y urólogo de la Clínica Leopoldo Aguerrevere, explicó las diferencias entre las prótesis maleables o semirígidas y las prótesis inflables.

Condividi: