Empresas alertan sobre nueva Ley de Cultura

CARACAS- El segundo presidente de Fedecámaras, Carlos Larrazábal, acompañado por el presidente de Conindustria, Eduardo Garmendia y el vicepresidente de Consecomercio, Elías Torres, alertó que el proyecto de Ley de Cultura no es el mismo que se presentó en consulta pública y que impondría obligaciones al sector privado nacional.

Larrazábal alegó que este aporte manifestado en el proyecto de Ley no estuvo considerado en la propuesta sometida a discusión pública. “Se presentó como una sorpresa para todos los sectores cuando fue notificado recientemente”, expresó.
Recordó que el tema se discutió a profundidad en las mesas técnicas desarrolladas entre los meses de mayo y junio pasados; pero “en lugar de solventar los problemas planteados se nos responden con tratar de poner un impuesto adicional”, acotó.
Explicó que en la actualidad las cargas tributarias en el país son de suma importancia y continúan afectando a las empresas nacionales. “La carga fiscal que tienen  las empresas ya oscila entre un 60 y 75% de la utilidad neta que tienen las empresas privadas en el país”.

Para Fedecámaras y sus gremios afiliados es de suma preocupación que el gobierno nacional esté tratando de imponer nuevos impuestos por la vía de los impuestos parafiscales. “En esta oportunidad se está agregando un impuesto que se suma a la gran cantidad de impuestos existentes en la actualidad y que afectan de manera importante la competitividad de las empresas que operan en el país”, dijo Carlos Larrazábal.

Resaltó que se aspira a que se peche a las empresas que tengan más de 20 mil Unidades tributarias de utilidad, con un impuesto del 1% sobre las utilidades netas. “Eso va a continuar afectando y profundizando la baja competitividad que tienen las empresas para vender sus productos tanto en el mercado interno como en el Mercosur”, advirtió.

Argumento que este nuevo impuesto que se intenta aplicar y que se suma al impuesto en leyes como la del Deporte y la Antidrogas, no existe en otros países. “Por lo cual se crea una competencia desleal con los productos que se originan en estos países de Mercosur”, señaló.

Condividi: