Copei presenta proyecto contra la corrupción

CARACAS.- El presidente del partido Copei, Roberto Enríquez, propuso una legislación que busca “proteger, limpiar y blindar la actividad política” de la corrupción.

Exhortó a todas las fuerzas que hacen vida política en la Asamblea Nacional, a que aprueben el Proyecto de Ley de Garantías para la Transparencia de la Actividad Política.

La tolda verde ya hizo la solicitud ante el órgano legislativo, para ser recibidos y presentar la propuesta.

El texto que elaboró la organización social cristiana, explica que el Estado venezolano debe elaborar un régimen de financiamiento para los procesos de participación política ciudadana, canalizado a través de las organizaciones políticas.
“El Estado financiará el 70% del presupuesto, las organizaciones con fines políticos podrán recibir por vía de financiamiento privado el 30% restante”, reza un fragmento del documento.

Enríquez, quien también se desempeña como diputado ante la Asamblea Nacional, señaló que el Estado tiene el deber de evitar que sectores privilegiados tomen “indebida ventaja en desmedro de las grandes mayorías nacionales, creándose condiciones de participación política desiguales y moralmente condenables”.

Enfatizó que el sistema político del país es vulnerable a los actos de corrupción.

“Tal cual como se financia la actividad política en Venezuela, no hay manera de garantizar su transparencia, aquellos que utilizan como excusa el que el Estado no puede financiar organizaciones políticas, estamos demostrando con este proyecto de ley y con la Constitución Nacional, así como otras constituciones en otros países, muy similares. La misma se refiere a gastos administrativos, operativos y funcionales, pero de ninguna manera limita el derecho a la protección a garantizar y hacer transparente el necesario financiamiento de un derecho constitucional como el derecho del pueblo venezolano a la participación en la actividad política, a la toma de decisiones y a representar y ser representados”.

Finalmente, el dirigente de Copei, sostuvo que los corruptos “estén donde estén” deben ser castigados. Asimismo, espera la lucha en contra de la corrupción, por parte del oficialismo, no sea parte de “la retórica demagógica” y que no se convierta en un intercambio de insultos entre la alternativa democrática y el Gobierno.