Canciller portugués busca mejorar condiciones de portugueses en Venezuela

El canciller portugués afirmó que serán apreciadas las mejoras que se le apliquen a las condiciones de los empresarios y comerciantes en Venezuela
El canciller portugués afirmó que serán apreciadas las mejoras que se le apliquen a las condiciones de los empresarios y comerciantes en Venezuela

CARACAS – El ministro de Negocios Extranjeros portugués, Augusto Santos Silva, afirmó que su país está dispuesto a desarrollar nuevos proyectos de cooperación bilateral en distintas áreas como alimentación, medicinas y otros bienes de primera necesidad. Además, aseguró que el mercado venezolano ha sido muy importante para los tiempos de dificultades económicas en Portugal.

El canciller portugués aseguró que la relación que más une a ambos países es a nivel humano.

“Hay 200 mil personas que nacieron en Portugal y viven en Venezuela, hasta la fecha ha aumentado la población con nacionalidad portuguesa a 500 mil habitantes en Venezuela”. Además indicó que serán apreciadas las mejoras que se apliquen a las condiciones de empresarios y comerciantes portugueses en Venezuela.

Las declaraciones del representante del Gobierno portugués se dan en el marco de una visita de cuatro días al país y una reunión que sostuvo este lunes con su homólogo Jorge Arreaza. Santos Silva arribó al país el pasado sábado seis de enero con la finalidad de participar en la XI Comisión de Seguimiento Venezuela-Portugal y de sostener un encuentro con la comunidad portuguesa venezolana.

Tensión entre Gobiernos venezolano y portugués

A finales del pasado mes de diciembre las relaciones entre los gobiernos venezolano y portugués se tornaron tensas a raíz de unas declaraciones ofrecidas por el presidente Nicolás Maduro. El mandatario venezolano acusó en una alocución a través de medios nacionales al país europeo de sabotear el envío de los perniles que serían distribuidos por su Gobierno para la época navideña.

El canciller, Augusto Santos Silva, respondió rápidamente a las acusaciones del ejecutivo venezolano asegurando que su país no tenía nada que ver con ninguna situación de sabotaje. Indicó que el Gobierno portugués no tiene poder para sabotear y manifestó que el mundo se rige por una economía de mercado donde las exportaciones son competidoras.