CPI da un primer pasito en Venezuela

El CPI no intervendría con un proceso en ningún país en caso de existir una investigación genuina en las instancias judiciales locales
El CPI no intervendría con un proceso en ningún país en caso de existir una investigación genuina en las instancias judiciales locales

 

CARACAS – La fiscal de la Corte Penal Internacional (CPI), Fatou Bensouda, informó mediante un video que se abrirá un examen preliminar sobre Venezuela, para investigar presuntas violaciones de derechos humanos durante las manifestaciones ocurridas en el país durante el año 2017. Específicamente se investigará la “fuerza excesiva” de los cuerpos de seguridad, así como las detenciones a miembros de la oposición.

La fiscalía de la CPI anunció que se reserva el derecho de recopilar nueva información por cuenta propia para determinar el inicio de una investigación plena, o si por el contrario no proceder, en caso de no haber una base razonable. La fiscal Bensouda afirma que la decisión se toma después de una “revisión independiente e imparcial de numerosos informes” que fueron entregados al organismo.

El examen preliminar es un paso previo a iniciar un posible juicio, consiste en el análisis de la información disponible y goza de un tiempo indefinido para su realización. La CPI está establecida como una instancia judicial de último recurso. Es decir, todas las denuncias deben agotar los pasos previos en los organismos judiciales del país. El organismo internacional no intervendría en caso de existir una investigación genuina en el territorio incurrido.

Fiscales reaccionan

El fiscal general de Venezuela, designado por la Asamblea Nacional Constituyente (AN), Tarek William Saab, rechazó la apertura de este procedimiento. El fiscal argumentó que la información que mantiene Bensouda parece sesgada y que no ha solicitado información al Ministerio Público (MP) sobre los casos a los que hace referencia. Afirma que el MP es quien lleva la investigación de estos casos.

Por su parte, la fiscal general en el exilio y destituida por la Asamblea Nacional Constituyente (ANC), Luisa Ortega Díaz, aplaudió el inicio de la investigación preliminar. “Saludamos el inicio de un examen preliminar en la CPI sobre crímenes de lesa humanidad ocurridos durante las protestas de 2017 en Venezuela, tal como lo denuncié ante ese organismo el pasado 16 de noviembre, cuando consigné más de 1.690 pruebas que sustentan el caso”.