Encuesta en Twitter vaticina brutal abstención en presidenciales

El sondeo virtual fue realizado por la diputada a la Asamblea Nacional (AN) Delsa Solórzano, y en el mismo 88% de los usuarios dijo que no participará en las elecciones presidenciales del 22 de abril.
El sondeo virtual fue realizado por la diputada a la Asamblea Nacional (AN) Delsa Solórzano, y en el mismo 88% de los usuarios dijo que no participará en las elecciones presidenciales del 22 de abril.

CARACAS – “Una encuesta de Twitter realizada por la diputada a la Asamblea Nacional Delsa Solórzano arrojó que 88% de los usuarios no participará en las elecciones presidenciales del 22 de abril”, establece una nota del matutino El Nacional. Comienza a verse clara la cosa. La meta del Gobierno de proceder de modo unilateral, tendrá –claro está- que vérselas con el descontento palmario de los votantes, ahítos ya de calamidades, ansiosos de un golpe de timón radical en las políticas públicas, y ya nada dispuestos a prestarse a simulacros de este tenor.

El diálogo en República Dominicana fracasó luego de más de una decena de reuniones. Al parecer, faltó siempre lo más esencial: las ganas y la disposición de llegar a algo. El chavismo se aproxima a los 20 años en el poder, y desde que arrancó la revolución a esta fecha, es mucho lo que el país se ha desplomado. Mucha gente sensata admite que Hugo Chávez vino con buenas intenciones, pero parece que las mismas empedraban el camino a este infierno que hoy vivimos los venezolanos.

La diputada Solórzano comentó que 9% de los ciudadanos –según este sondeo virtual- dijo que estaría dispuesto a votar. Es una cifra francamente muy menor. 3% no sabe todavía si concurrirá a las urnas.

Preguntas que quedan en el aire

“Quedan muchas preguntas por responder. ¿Esto significa que el ciudadano no quiere votar? Pienso que muy por el contrario, creo significa que quieren elegir de verdad, que su voto cuente y valga. La gente quiere participar en elecciones no en fraudes cantados”, analizó la parlamentaria, a través de la red social de micro blogging, Twitter. Su cuenta es @delsasolorzano.

Solorzano aseguró que el resultado de la encuesta no indica que el ciudadano no quiere votar. Al contrario,  está convencida de que "quieren elegir de verdad, que su voto cuente y valga"
Solorzano aseguró que el resultado de la encuesta no indica que el ciudadano no quiere votar. Al contrario,  está convencida de que “quieren elegir de verdad, que su voto cuente y valga”

De ser reelegido, Nicolás Maduro estará en Miraflores hasta 2025, y muchos analistas ponderan que eso ya sería decir “demasiado tarde”. De momento, la candidatura que más convence es la de Lorenzo Mendoza, presidente de Empresas Polar, el holding de alimentos y bebidas más poderoso del país, que comercializa marcas emblema como Polar y Harina PAN.

Este conglomerado, en la cual Mendoza hace parte de una tercera generación de empresarios –está rankeado por Forbes entre los 500 hombres más ricos del mundo- ha sido constantemente amenazado por el Gobierno, que no se ha atrevido –sin embargo- a materializar una expropiación.

Solórzano precisó que se demanda de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) y todos los sectores del país una cohesión monolítica. “Las fuerzas democráticas del país tenemos en nuestras manos la enorme oportunidad de unir, de una vez por todas, a cada una de ellas en torno a un solo objetivo: ese cambio político tan anhelado”, remató la diputada.

Otros candidatos que han asomado su nombre son Henry Ramos Allup, Claudio Fermín, Henry Falcón, Andrés Velásquez y Tomás Guanipa. Países como Estados Unidos y Colombia ya han dejado en claro que no reconocerán los resultados de este proceso en ciernes, que tendrá lugar el 22 de abril próximo.

Rex Tillerson, a la cabeza del Departamento de Estado, ha venido haciendo lobby en América Latina para cercar a la gestión Maduro. El Grupo de Lima también ha estado muy militante en esta causa. La Casa Blanca asomó un bloqueo petrolero, y ya se habla –incluso- de acciones militares más o menos inminentes.

Alejandro Ramírez Morón