Inflación venezolana podría cerrar en 1.350.000% según el FMI

PIB de Venezuela posiblemente registre una contracción de 18% por la caída de la producción petrolera y la inestabilidad política y social. Asimismo, el desempleo podría llegar a 34,3% para finales de año y alcanzar el 38% para 2019.
PIB de Venezuela posiblemente registre una contracción de 18% por la caída de la producción petrolera y la inestabilidad política y social. Asimismo, el desempleo podría llegar a 34,3% para finales de año y alcanzar el 38% para 2019.

CARACAS – De acuerdo con el reciente informe del Fondo Monetario Internacional (FMI), la inflación en Venezuela podría cerrar este año en 1.350.000% y el próximo podría ubicarse en  10.000.000%, según su estudio “Perspectivas de la economía mundial”.

Según el documento y tras evaluar las proyecciones hechas en julio, el instituto proyecta que la hiperinflación en Venezuela empeore rápidamente, impulsada por el financiamiento monetario de un déficit a gran escala y la pérdida de la confianza en la moneda.

El informe desprende que la economía en Venezuela desciende por quinto año consecutivo y luego de una caída del Producto Interno Bruto (PIB) de 14% en 2017, para 2018 posiblemente se contraerá 18% por la caída de la producción petrolera y la inestabilidad política y social.

Asimismo, el FMI proyecta un desplome económico de 5% para 2019.

Sin embargo en los mercados emergentes y economías en desarrollo, la inflación subyacente se mantiene por debajo del promedio de los últimos años, a pesar que subió durante los meses recientes.

Con Venezuela por fuera, se espera que la inflación en mercados emergentes y economías en desarrollo sea de 5% este año.

“Estos promedios ponderados esconden heterogeneidad significativa entre países, que depende de sus posiciones cíclicas y del impacto de las depreciaciones de la moneda y el aumento de los precios de la energía”, afirma el informe.

El organismo multilateral, señala que el PIB per cápita ha disminuido 35% entre 2013 y 2017 y para el período comprendido entre 2013 y 2023, prevé una caída de 60%.

En cuanto al desempleo, afirmó que a pesar de que el gobierno de Maduro dejó de reportarlo al igual que la inflación y el PIB, estiman que estará para finales de año en 34,3%, mientras que para 2019 podría alcanzar el 38%.

A pesar que la última consulta que realizó el fondo fue en 2004, desde entonces han pasado largos períodos sin recepción de datos y vacíos informativos, lo que complica la interpretación y análisis de la data.

Asimismo, considera engorroso hacer proyecciones sobre Venezuela porque además las autoridades no han mantenido las reuniones informativas anuales establecidas en el artículo IV del convenio constitutivo del FMI, que establece una supervisión de las políticas económicas de los países miembros.