Producción de Pdvsa volvió a caer en septiembre

Producción de Pdvsa volvió a caer en septiembre Empresas especializas en el mercado petrolero afirman que la estatal venezolana volvió a bajar su producción a 1,2 millones de bd, lo que representa una caída drástica desde los 1,95 millones de bd que bombeaba en el mismo mes de 2017.
Producción de Pdvsa volvió a caer en septiembre Empresas especializas en el mercado petrolero afirman que la estatal venezolana volvió a bajar su producción a 1,2 millones de bd, lo que representa una caída drástica desde los 1,95 millones de bd que bombeaba en el mismo mes de 2017.

CARACAS – Firmas especializadas internacionales indicaron que la producción petrolera de Venezuela volvió a caer en septiembre y se ubica entre 1,20 millones y 1,22 millones de barriles diarios (bd).

Las cifras de Platts, plasmadas en su encuesta de producción OPEP, indican que en el noveno mes del año, Venezuela produjo 1,22 millones de barriles diarios, sin variación con respecto al mes previo, pero todavía 75.000 bd por debajo de su tope acordado para abastecer el mercado mundial.

En tanto, Argus estima que en septiembre la producción venezolana cayó a unos 1,2 millones de bd, una caída drástica desde los 1,95 millones de bd del mismo mes de 2017, reseñó Banca y Negocios

Por su parte, Fatih Birol, director de la Agencia Internacional de Energía (EIA) indicó que la organización estima que el bombeo de Petróleos de Venezuela (Pdvsa) caerá pronto por debajo del millón de barriles diarios.

La estatal venezolana atraviesa graves dificultades para elevar su producción afectada por la falta de inversión y mantenimiento, migración del personal  profesionalizado y las sanciones estadounidenses.

“La demanda es todavía muy fuerte mientras que la oferta está perdiendo petróleo de Venezuela en grandes cantidades, también en Irán se está viendo un descenso”, afirmó Birol.

Agregó que si la OPEP y sus socios no aumentan su producción, podría verse afectado el crecimiento económico mundial.

Cabe recordar que el régimen de Maduro se había fijado como meta incrementar en un millón de barriles diarios la producción, objetivo que tuvo que desechar y más bien hacer esfuerzos para tratar de cumplir al menos, con la cuota fijada por la OPEP.