Incomunicado Roberto Marrero desde hace 15 días por el régimen

Roberto Marrero.

CARACAS – Este viernes, Joel García, abogado de Roberto Marero, jefe del despacho del presidente encargado de Venezuela, Juan Guaidó, denunció que desde el pasado 28 de marzo, el Gobierno Nacional mantiene incomunicado a su cliente.

“Roberto Marrero fue aprehendido en la madrugada del día 22 y se hizo la audiencia de presentación el pasado 28 de marzo, desde esa fecha, ni la defensa ni sus familiares han tenido acceso a él”, expresó García.

Recordó que a su defensor se le están violando el derecho a la defensa, y a la comunicación,  que es una violación al derecho humano, dentro de la Constitución venezolana.

El representante rechazó las declaraciones que emitió Jorge Rodriguez en el que expresó que “el celular de Marrero sigue arrojando verdad sobre la oposición, datos fiables de cuál era la acción, confiesan que atentan contra al agua, la electricidad, ect”.

Reiteró que para que una confesión se considere como válida, tiene que realizarse delante de un juez y abogados.

El experto aseguró que en el expediente contra Marrero que reposa en los Tribunales del régimen, no hay mayores detalles sobre los presuntos delitos que se le imputan.

“Fue aprehendido en virtud de una orden emitida por la Fiscalía, alegando que había viajado a comprar armas de fuego y traer mercenarios con la finalidad de atentar con el Estado venezolano.”, explicó.

Puntualizó que  le imputan los delitos de conspiración, tenencia ilícita de armas y explosivos, legitimación de capitales y asociación para delinquir. Sin embargo, aseveró, que en el acta de Marrero lo que existe es una versión policial de de un funcionario del Sebin con información indeterminada.

Familiares rechazan mentiras del Gobierno

Por su parte, el hermano de Marero, Reinaldo Marrrero, manifestó que tiene rabia e indignación ante las mentiras que ha dicho la dictadura.

“Conociendo a Roberto Marrero, los cargos insólitos que le imputan y las declaraciones de Jorge Rodríguez solo nos producen rabia e indignación. Es una locura muy grande. La fiscalía se basa únicamente en un acta policial, la cual no tiene ni un solo testigo ni argumentos válidos”, indicó.

Por su parte, Belén Marrero, hermana de Roberto, solicitó atención médica urgente para su hermano y afirmó que debe ser declarado un preso de conciencia.