En Venezuela la energía solar es más rentable en áreas rurales

Paneles solares

CARACAS.- El uso de paneles solares está cobrando cada vez más importancia como fuente alterna de obtención de electricidad, dada la alta demanda mundial de energía y los costos financieros y ambientales que implica producirla, en comparación con las formas tradicionales basadas en combustibles fósiles como el petróleo, carbón y gas natural.

En Venezuela, esta tecnología comenzó a ser explorada hace varios años, pero debido a lo costosa resulta más viable en zonas del territorio donde es casi imposible llegar con la red eléctrica, señaló el ingeniero Wolfang Rivas, gerente Comercial de Solsica, empresa líder en sistemas de soporte de infraestructuras críticas.

Explicó que estos dispositivos están formados por numerosas celdas que captan la radiación solar y la almacenan en una batería, la cual pasa a través de un regulador y posteriormente por un inversor que la convierte en corriente alterna, que es la que la utiliza el alumbrado externo.

“Estos sistemas no requieren de ningún tipo de combustible, pero necesitan mantenimiento y es costoso. Por ello, su uso en el país tiene más validez en aquellos sitios donde no llega la energía como, por ejemplo, en las zonas rurales”, expresó.

El ingeniero comentó que, por lo general, en el mundo, el desarrollo de las energías verdes, como también se les llama, está más orientado hacia la conservación  del ecosistema, y menos contaminantes, y se ve más en países que buscan contrarrestar la disponibilidad de hidrocarburos.

En su opinión, “en un país tan privilegiado como el nuestro por su riqueza hídrica, no se justifica hacer grandes inversiones en generación térmica como solución al abastecimiento eléctrico. Lo que hay que hacer es seguir potenciando y desarrollando los proyectos hidráulicos y tener políticas de mantenimiento”.

Cultura verde

Por otro lado, el gerente comercial de Solsica, indicó que en Venezuela no hay  una cultura de ahorro energético y, contrario a lo que sucede en otras naciones del mundo donde los ciudadanos prefieren pagar más por un equipo eficiente, acá no se hace, porque la energía es muy barata.

“Dentro de los Data Center, los aires acondicionados, representan aproximadamente el 38% del consumo de energía, por lo que, si se puede intervenir en los sistemas de estos equipos  mejorando la eficiencia, el impacto sobre el consumo de  energía del data center será muy significativo, pudiendo alcanzar ahorro de hasta un 30%”, indicó Rivas.

Agregó que Solsica puede dar soluciones en ese aspecto, ya que la empresa comercializa productos de alta calidad y presta servicio de mantenimiento preventivo, garantizando el alargamiento de la vida útil de los equipos y la operación continúa en sectores como la banca, seguros, salud, telecomunicaciones e industria petrolera.