Cónsul de Maracaibo trae nuevas ideas para beneficiar a su colectividad

CARACAS- En medio de uno de los momentos más duros que le ha tocado enfrentar a Venezuela, en donde además de la emergencia nacional decretada por la pandemia del coronavirus, hay escasez de gasolina, fallas de servicios públicos y una aguda crisis económica, social y política, llegó al país en nuevo Cónsul de Italia en Maracaibo, Aniello Petito.

El reto se convierte en una gran oportunidad para Aniello Petito, pues viene con nuevas ideas y el propósito de cambiar y mejorar los servicios en beneficio de la comunidad ítalo venezolana de la circunscripción que le fue asignada y que comprende los estados de Zulia, Táchira, Mérida, Trujillo y Falcón.

En entrevista para la Voce d´Italia el nuevo Cónsul de Maracaibo comentó que antes de su llegada sabía que se enfrentaría a una comunidad muy valiosa, hecho que ha podido comprobar con sorpresa en el poco tiempo que lleva en el país, donde ha sido bien acogido y recibido con mucho cariño y la voluntad de escuchar.

Destacó que la colectividad es muy interesante, ha tenido muy buena percepción y ha sido importante para ambos el intercambio, así como recibir quejas y sobretodo oírlos, con la finalidad de atender las sugerencias y mejorar los servicios en el menor tiempo posible.

El diplomático indicó que entre los objetivo que se plantea está eliminar los retrasos rápidamente y usar el consulado como un puente para promover la cultura y la italianidad, además de escuchar las propuestas de todas las personas y actuar de acuerdo con ellos.

Aniello Petito, primer funcionario de carrera que llega a Maracaibo en muchos años, arribó el 30 de abril, pero tuvo que someterse a estricta cuarentena en Caracas, por lo que está activo en su despacho de la capital zuliana desde el pasado 20 de mayo.

Su labor en Venezuela tendrá el total respaldo de la Embajada de Italia y del Dr. Placido Vigo, así como el trabajo conjunto con el Consulado General de Italia en Caracas y su también nuevo representante, el Cónsul Nicola Occhipinti, ya que el propósito es trabajar en equipo para desarrollar muchos proyectos que existen para lograr cambios y buenos beneficios para los connacionales.

Primeros encuentros

Hasta ahora las visitas del Cónsul han sido a la Casa Italia de Maracaibo y la casa de reposo Villa Serena, sin embargo la sede consular ha recibido al presidente de Cavenit Zulia, a la presidente de la Cámara Hotelera y a muchos italianos que se han acercado para plantear sus inquietudes a la nueva autoridad.

“Definir una programación de actividades en estos momentos es difícil, pero sin duda tengo planes de recorrer los cinco estados donde tengo competencia, para escuchar los planteamientos de la gente, porque a pesar del poco tiempo que tengo en el país, estoy impresionado de la voluntad de las personas para hacer las cosas bien”, afirmó.

Petito reconoce que hay mucho por hacer y es un gran reto, pero afirmó tener suficiente energía y la motivación para hacerlo, porque está convencido que las cosas pueden cambiar, y aunque no había estado nunca en Venezuela, sólo en Colombia y Brasil, ha estudiado profundamente los casos latinoamericanos y la situación de este país, motivado a su pasión por América Latina.

Este joven de apenas 34 años, quien integra el cuerpo diplomático italiano acreditado en el país, estudió en Roma su carrera de diplomacia y  que se estrena como Cónsul en la región zuliana, gozando además de amplia experiencia en comercio exterior, traer sin dudas, nuevas ideas y la disposición para enfrentar retos, asumir proyectos y ayudar realmente a la comunidad italiana que vive en Venezuela. Sea Usted bienvenido, Sr. Cónsul.

Letizia Buttarello