Equipo de Guaidó debería pagar $529.000 al BCV por caso del oro

CARACAS – El equipo legal del presidente de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó, recibió un aviso que en caso de no acatar la orden de pago impuesta por la justicia británica con respecto al litigio por el oro guardado en las arcas del Banco de Inglaterra.

Según informó el bufete de abogados londinense que representa al Banco Central de Venezuela (BCV) gestionado por el gobierno de Nicolás Maduro, Zaiwalla & Co, la exhortación la hizo la jueza del tribunal comercial Sara Cockerill durante una audiencia administrativa online para discutir las próximas etapas del caso.

Por su parte, los abogados de la junta “ad hoc” del BCV designada por Guaidó alegan que no pueden pagar al emisor el equivalente a $529.000 por los costos del juicio de apelación que perdieron en octubre pasado, debido a las sanciones financieras y económicas impuestas por Estados Unidos contra el régimen de Maduro.

Los representantes del BCV argumentaron que el tema de las sanciones solo fue invocado semanas después del 20 de octubre pasado, plazo fijado para realizar el depósito.

La magistrada advirtió a los representantes de Juan Guaidó que para la próxima audiencia, fijada para dentro de tres semanas, deberán presentar “una excusa mejor”, o se meterán en “problemas muy serios”.

El jurista principal de la firma, Sarosh Zaiwalla, manifestó que “si la junta de Guaidó desea litigar en los tribunales británicos está obligado a cumplir con sus leyes y veredictos, porque ignorar una decisión simplemente porque va en tu contra, y sin hacer el menor esfuerzo por acatarla, no puede ser tolerado en un sistema judicial libre e igualitario”.

El litigio llegó a los tribunales británicos después que el Banco de Inglaterra se negó a entregarle al BCV, administrado por el gobierno chavista, las reservas de oro valoradas en unos 2.000 millones de dólares que mantiene custodiadas en sus arcas, con el argumento de que tenía un pedido similar de la junta designada por Guaidó.

El tribunal comercial de Londres dictaminó el pasado julio, que el presidente encargado tenía autoridad para administrar las 30 toneladas de lingotes dorados, basado en una declaración del entonces canciller británico Jeremy Hunt de febrero de 2019, quien “de forma inequívoca” reconoció al opositor como mandatario de Venezuela.

El 5 de octubre de este año, la Corte de Apelaciones revocó ese dictamen, luego de considerar que el reconocimiento de Juan Guaidó como presidente “de jure” (de derecho) no excluye que Nicolás Maduro fuera reconocido por el Reino Unido como el presidente “de facto” (de hecho), por lo que devolvió el caso al tribunal comercial londinense.

Se espera que el juicio para determinar a quién en definitiva reconoce la justicia y el gobierno británico como presidente legítimo de Venezuela, se celebre en enero de 2021, a pesar de que el equipo de Guaidó presentó un recurso ante la Corte