Rechazan Ley de Comunas y de Zonas Especiales que propone Maduro

CARACAS – La diputada Deyalitza Aray manifestó el rechazo por parte de la comisión, del  proyecto gubernamental  de modificar la estructura institucional con la aprobación de las Zonas Económicas Especiales (ZEE) y el establecimiento de las Comunas que sustituye a los poderes del Estado.

La parlamentaria señaló que la ciudad comunal busca sustituir el voto por un proceso de mano alzada, a cargo de voceros comunitarios guiados por el régimen.

Explicó que la nueva ley pretende regular los poderes públicos y administrar bienes y recursos a través del poder popular, lo que resulta un control político más y una violación de la autonomía de los estados y de la autonomía federal que estable la Carta Magna venezolana.

Aray aseguró que “el régimen quiere crear un Estado paralelo oficializando al socialismo como doctrina”, donde las autoridades regionales y municipales queden sin incidencia en la toma de decisiones.

Por su parte la diputada María Beatriz Martínez, reiteró que el ilegítimo sistema comunal busca borrar el derecho de participación y pretende eliminar el sufragio universal, directo y secreto, asimismo la Ley de Las Ciudades Comunales, eliminará el pluralismo político, como ocurre en los regímenes socialistas, al tiempo que impondrá el control centralizado del Estado.

¿Zonas especiales?

En cuanto al Proyecto de Ley de Zonas Económicas Especiales (LZEE), el diputado Luis Barragán, manifestó su rechazo porque asegura que pretenden vender los recursos que le quedan a Venezuela.

Mientras que Williams Dávila, indicó que con esa ley desean captar dinero fresco para evadir las sanciones e instaura en paralelo una economía negra a través de exportaciones y negocios que provengan del narcotráfico.

“Este es un proyecto nocivo que tiene orígenes en otras economías y en otras culturas y no toma en consideración la realidad del pueblo venezolano. Es una entrega del país a consorcios extranjeros, a la certificación ratificada de petróleo, mineral y turismo”, alertó.

El diputado Dávila piensa que no vendrán inversionistas extranjeros y los empresarios nacionales no pondrán sus recursos para beneficiar al narcotráfico y los negocios sucios del régimen.

Redacción Caracas