Equipo de Guaidó y Guatemala luchan contra el narcotráfico

CARACAS – María Teresa Romero, designada como representante en Guatemala de la Asamblea Nacional de 2015, sostuvo una reunión con el canciller de ese país, Pedro Brolo, con el objetivo de continuar “abriendo caminos” entre la nación centroamericana y el gobierno interino de Juan Guaidó, reconocido por el presidente, Alejandro Giammattei, de ese país.

Romero indicó, a través de su cuenta en Instagram, que Guatemala ha cumplido su política contra el narcotráfico, imposibilitando la entrada de avionetas ilegales con presunta droga en su interior. Aparentemente el 95% de estos vuelos serían procedentes de Venezuela.

Las autoridades guatemaltecas, junto a agencias internacionales y gracias a la colaboración conjunta de EEUU y Colombia estarían dando “un golpe duro a la dictadura venezolana y al crimen organizado regional”, expresó Romero.

La nación centroamericana, por su posición geográfica, es utilizada como puente por los carteles internacionales para el tráfico de drogas, sobre todo cocaína, desde Suramérica hacia diferentes puntos de Estados Unidos, principal mercado consumidor.

Según datos del Ministerio de la Gobernación guatemalteco, para mayo de 2021 las autoridades habían decomisado un total de 452,4 millones de dólares en drogas y bienes; incautado 1.705 kilos de cocaína, 637,5 kilos de marihuana procesada y destruyeron 1.807.078 matas de esa droga, además de 10.581.695 matas de amapola y 910.866 arbustos de hoja de coca.

Los registros, según reseña el portal Swiss Info, resaltan además que fueron decomisados 140 vehículos, 5 aeronaves, 3 embarcaciones, 147 armas de fuego, municiones, cartuchos y dinero en efectivo en diferentes monedas por un monto global de 1.753 millones de quetzales (227 millones de dólares).

La oposición venezolana y representantes de Colombia han denunciado en muchas oportunidades que el Gobierno de Nicolás Maduro tiene relación con el narcotráfico mediante nexos con las guerrillas del ELN y la disidencia de las FARC.

El Departamento de Justicia de EEUU ofreció una recompensa de 15 millones de dólares por información sobre la supuesta conexión entre Maduro, las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) y el jefe del llamado “Cartel de los Soles”.

Asimismo, se ordenó el despliegue del Comando Sur en operativos cercanos al Mar Caribe para la detección de cargamento de droga.

Redacción Caracas.