Es necesario rescatar la “memoria muscular” del adulto mayor para evitar aumento de limitaciones

Close up of old patient with disability holding dumbbells and doing physical exercises with help from nurse in nursing home. Healthcare specialist supporting man in wheelchair with recovery

CARACAS.- La incidencia de las enfermedades degenerativas en los adultos mayores aumenta progresivamente en los países de Latinoamérica y Venezuela no escapa a esta realidad y los cuidados, bien sea en casa o en hogares especializados, son indispensables, entre estos cuidados destaca la necesidad de las terapias físicas para mantener acondicionado los músculos de los abuelos.

En este sentido Alexis Morillo, fisioterapeuta del Hogar La Ponderosa, con más de 16 años especializado en realizar terapias al adulto mayor, destacó que un aspecto muy importante que es descuidado, sin querer por la familia, es precisamente la salud física del abuelo.

“Cuando reciben un diagnóstico como el alzhéimer se concentran en su situación cognitiva y comienza a darse un deterioro en su memoria muscular porque la familia evita molestarlos ante sus respuesta y allí comienza el problema”, indicó el fisioterapeuta.

Explicó que normalmente el estado físico del paciente está bien al momento de diagnosticar la enfermedad, pero al tener pérdida de la actividad funcional empiezan las limitaciones.

“El adulto mayor con problemas de trastorno neurocognitivo comienza a olvidar actividades tan básicas como levantarse de la cama o caminar. Pasan mucho tiempo sentados y pierden su elasticidad cayendo entonces en silla de ruedas”, apuntó Morillo.

En el Day Care las actividades fisioterapéuticas buscan activar esa memoria muscular según expone el experto. “Su memoria va a seguir degenerándose, pero podemos evitar mayor deterioro de su cuerpo. En el Hogar los ejercitamos para que se paren, se sienten, caminen, que no tengan miedo, que logren equilibrio, que activen sus brazos, es decir, que se reactive su memoria muscular perdida”.

Culminó resaltando que en algunos casos, el adulto mayor presenta hinchazón de tobillos, sufre lesiones, escoliosis, dolores lumbares y estas afecciones se relacionan con el sedentarismo que viven en casa, debido a que no cuentan con personal calificado para hacer las terapias que le pueden dar una mejor calidad de vida, “de allí que el programa Day Care sea una excelente opción para todos”.