“Nuestra Divina Comedia”

CARACAS- El grupo Teatro Altosf, en el marco de su 38 años, presenta su nuevo espectáculo “Nuestra Divina Comedia”, inspirada en la célebre obra del poeta italiano Dante Alighieri, en versión y dirección general de Juan Carlos de Petre y Luz de Petre.

A partir de este sábado 15 de marzo y sólo por tres semanas, el Teatro Altosf lleva a escena una de las obras maestras de la literatura universal, donde se devela la  las posibilidades de transformación en el hombre y la mujer con base al respeto a lo esencial de su ser.

El Teatro Altosf se ha planteado el riesgo de trasladar la esencia de la obra del Dante a la vivencia personal y expresiva del grupo de actores y actrices que lo conforman.

Tras dos años de un proceso investigativo -tanto en los planos significantes como interpretativos teatrales- los resultados confirman la validez de la premisa inicial: El escenario de la Divina Comedia representa, antes que nada, tres círculos o estadios interiores esenciales por los que atraviesa el ser humano en su existencia: Infierno, Purgatorio y Paraíso.

La visión del montaje “Nuestra Divina Comedia” se desarrolla con base al descubrimiento  de los factores efectúales de la lectura y su resonancia orgánica en los cuerpos actorales, sumado a la manifestación interpretativa propia y colectiva, lo que deriva en un lenguaje teatral original e inédito.

En palabras de Juan Carlos De Pedre, el montaje alude a un Infierno, territorio de la inconsciencia, el descuido, dominado por vértigo de afanes y pretensiones; donde los cuerpos son arrebatados por la lujuria, la rabia, la ira, el dolor que genera no poder alcanzar las aspiraciones.

En esta instancia, en el infierno, se ejecuta todo aquello que se aleja de ellos mismos arrastrándolos al dolor y al sufrimiento por haber desoído la voz de su ser. De allí la tortura, el padecimiento, la vivencia de condena a una vida que no es dichosa, sino carga de repeticiones, de ciclos inacabables, donde volvemos a reincidir en los mismos errores, en constantes caídas y distracciones.

El Purgatorio es el círculo de exhumación donde se liberan cargas para conseguir limpieza interior. Las consecuencias son: reconocimiento de errores, arrepentimientos, emancipación del cuerpo y sus pesos, conciencia corporal del espíritu. A diferencia del Infierno, donde es difícil identificar individualidades,  en éste todo sucede personalmente: hombre o mujer frente a Dios, solos los dos.

Asimismo, el tratamiento expresivo de actores y actrices en el círculo del Paraíso tendrá en cuenta el descubrimiento de la inocencia en un espacio inédito, desconocido, el cual recorrerán con absoluta noción de cada paso, del mínimo gesto, haciendo del silencio un resumen de todas las palabras. El aliento vivirá en ellos como gracia de vida y plenitud.

Las funciones se realizarán en los días sábados a las 7:00 p.m. y domingos a las 5:00 p.m. en la Sala Teatro Altosf, ubicada la Av. Lecuna. Edificio San Martín, sótano 1, Parque Central en Caracas, hasta el domingo 6 de abril de 2014. La Entrada al espectáculo es completamente gratis.