Faría afirma que control de cambio debe eliminarse

El ex ministro del Gobierno venezolano sugiere ir hacia la unificación cambiaria y que el mercado se encargue de establecer un precio racional para el dólar. Señala que debe existir una política de precios flexible que no asfixie al productor pero si combata la especulación.
El ex ministro del Gobierno venezolano sugiere ir hacia la unificación cambiaria y que el mercado se encargue de establecer un precio racional para el dólar. Señala que debe existir una política de precios flexible que no asfixie al productor pero si combata la especulación.

CARACAS.- Jesús Faría, exministro de Comercio Exterior del gobierno de Maduro, dijo que es necesario tomar acciones para enfrentar la situación económica y frenar la hiperinflación, debido que la gravedad de la coyuntura requiere actuar con urgencia y de forma contundente.

“Es evidente que hay un guerra económica, una agresión brutal y nosotros como revolución hemos hecho un gran esfuerzo para detener ese impacto, pero muchas de las cosas que hemos hecho no han tenido el resultado esperado” –indicó- y por ello considera que es urgente  actuar con  eficiencia para bajar la inflación, ya convertida en hiperinflación, por ello  insiste en que para bajarla hay que estabilizar los precios  y desarrollar un conjunto de iniciativas.

Dijo que dependiendo de la solución de la crisis, será el destino de la revolución bolivariana debido a que no hay ningún problema tan angustioso para el país.

Para el economista el control de cambio se agotó  y hay que eliminarlo. “Hay que implementar otro mecanismo, que nos guste o no eso es otro asunto, es un tema de la realidad y lo único que podemos hacer es liberar esa tasa de cambio”, declaró para Unión Radio

Recomienda un mercado libre en el que se puedan emprender actividades de manera solvente y así el valor del dólar se va estabilizar a niveles más bajo que el actual.

Gobierno busca desmontar el paralelo

El experto también es de la idea de diseñar un programa económico antiinflacionario que promueva la producción.

Dijo que actualmente se hace un esfuerzo para desmontar el dólar paralelo pero los instrumentos aún no son suficientes, por ello sugiere ir hacia la unificación cambiaria y que el mercado se encargue de establecer un precio racional.

Señaló que la política cambiaria no puede estar sola ni tener medidas aisladas, tiene que ser un sistema. Asimismo, la política de precios debe ser flexible para no asfixiar al productor pero si combatir la especulación.

Faría ratificó la existencia de una guerra económica y prueba de ellos son el bloqueo de Estados Unidos, las sanciones a Pdvsa, Citgo y los bloqueos financieros que no permiten emitir ni refinanciar deuda, lo que ocasiona dificultades para operar con la banca internacional; además el dólar paralelo genera una gran especulación y se fomenta el contrabando, éste financiado desde Colombia, lo que suma una agresión más al país.