OEA condenó violaciones de DDHH en Venezuela

CARACAS – El Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA) aprobó este miércoles una resolución para condenar las “violaciones graves y sistemáticas de los derechos humanos en Venezuela”.

La resolución con 21 votos a favor, tres en contra, con siete abstenciones y tres ausencias, también busca que la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), tenga “acceso inmediato y sin obstáculos” al territorio venezolano, país que no visita desde 2002.

“Una investigación confiable, exhaustiva e independiente que permita traer ante la justicia a los perpetradores y a los autores intelectuales de violaciones de derechos humanos”, suscribe el texto.

La resolución fue presentada por Argentina, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, EEUU, Guatemala, Paraguay y Perú.

El secretario general de la OEA, Luis Almagro, dijo antes de la votación que “es tarde para hablar de violaciones a los derechos humanos en Venezuela” y consideró que actualmente se producen en ese país “crímenes de lesa humanidad”.

Durante los debates previos a la votación, el representante de EEUU, Alexis Ludwing, indicó que esta resolución “es un importante llamado a la acción”.

Además la resolución solicita que se cumplan las recomendaciones que indicadas en el informe de la Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, que documentó 5.287 muertes durante operativos de seguridad en 2018.

La resolución también busca alentar el fortalecimiento de la cooperación entre la CIDH y la Oficina de la Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos en el monitoreo de la situación de los derechos humanos en Venezuela.

Por su parte Tarre Briceño embajador de Venezuela ante la OEA, que representa al gobierno en interino de Juan Guaidó, reclamó que los países que no apoyaron la solicitud se escuden en acuerdos jurídicos a los que llamó “difusos” y que esos sean impedimentos para enfocarse en lo más importante, la defensa de los derechos humanos de los venezolanos.